El líder agrario asegura que la Consejería de Economía podía haber barajado otras opciones: «Seguro que cualquiera era mejor que para perder los puestos de trabajo, las ventas y traer productos de Francia». DIA es «lo contrario» a su adquisición. Link